lunes, 10 de mayo de 2010

Nicolás de la Cruz visita Medina Sidonia (y XII)

Terminamos con la narración del chileno De la Cruz durante su visita a Medina Sidonia:
Barros.
Los barros medinenses son excelentes para el uso de la gente pobre, y aun para los ricos precavidos que prefieren estas ollas y caserolas al servicio del cobre.
Arcilla.
Dicen que abunda la arcilla para la loza de pedernal en la dehesa de la esperilla: merece atencion este descubrimiento tan importante.
Piedras.
No faltan canteras de piedras en su termino. De la Graja, una legua al est, se ha sacado la piedra blanca denominada zipia que se observa en los edificios de esta ciudad, y gran parte para la nueva catedral de Cádiz. El cerro Berrueco, á mas de las piedras de molino produce piedra de cal que ha servido para la dicha Santa iglesia de Cádiz.
En su cima hai varias casas que sirven de habitacion á unas cincuenta personas que se ocupan en hacer las ruedas de molino, que son preferidas á otras de distintas canteras. Pertenece al Duque de Medina, el qual concede el permiso por diez y ocho piedras que le dan todos los años.

Marmol
En el termino de Medina y Chiclana, denominado Palmetín, se ha descubierto un bello marmol negro jaspeado que se ha destinado en las obras de la nueva iglesia parroquial de dicha villa. Hacia el Parralejo, una legua al est de Medina se crian varias lajas de piedra, que por la ramificacion que forman á manera de paisage, son dignas de la investigacion de los fisicos.
En el sitio denominado Bujo junto al Berrueco abundaban en otro tiempo las piedras de amolar. En la sierra de la garganta del Cuervo y en sus inmediaciones hai excelente barro para ladrillos que resultan tan buenos como los de Malaga. Los romanos aplaudian los ladrillos de esta parte de Andalucia.
Agricultura: ganados.
Las tierras son mas aptas para ganados; que para labranzas; sin embargo en 1754 se cogieron doscientas veinte mil fanegas de trigo y cebada. A principios del mismo siglo abundaban los ganados en su termino. Habian haciendas tan pobladas de ganado vacuno que una contaba mil y quinientas, otras dos mil y otras tres mil cabezas: un solo ganadero numeraba catorce mil ovejas. En 1778 solo tenia el termino de Medina diez mil reses vacunas de todas edades con doscientos toros. El ganado lanar no llegaba á catorce mil cabezas en su distrito. No le falta agua para los ganados y para sus huertas y molinos. Nos regresamos á caballo á Chiclana, y desde aquí en coche por la comoda barca cerca del puente de Suaso, en la qual, sin apearnos del carruege, pasamos con los caballos enganchados en unos cinco minutos, continuando por dicho puente, la Isla de Leon y el arrecife hasta Cádiz.

No hay comentarios:

Gloria de la Fundadora Madre Antonia de Jesús

El público que asista a la exposición Traslatio sedis que, con motivo de la conmemoración del traslado de la sede episcopal de Medina Si...