lunes, 7 de junio de 2010

Desaparecen de Medina Sidonia cuatrocientos vecinos armados, que se han ido al campo.

Cádiz, 13, 3 madrugada. Próximamente a las siete de la tarde de ayer salieron varios periodistas y algunos fotógrafos en automóvil con el propósito de hacer una amplia información de los sucesos que se desarrollan en el pueblo de Casas Viejas. Al llegar a la carretera de Medina Sidonia, cerca de Vejer, y a pocos kilómetros de Casas Viejas, una pareja de la Guardia civil les pidió la documentación y después de examinarla y de conocer el propósito que llevaban, les aconsejó que no avanzaran a Casas Viejas por estar la carretera cortada y haber algunos revoltosos en el camino. La pareja pidió después a los periodistas que les llevara a Medina Sidonia, ruego al que accedieron los reporteros. Ya en dirección a este pueblo, los guardias civiles manifestaron a los periodistas que horas antes, próximamente a las seis de la tarde, y cuando se hallaban a cuatro kilómetros de Casas Viejas, les salió al encuentro por la carretera de Medina Sidonia un grupo formado por un centenar de campesinos, que al divisarles agredieron a tiros el automóvil en que iban acompañando al peatón de Correos en dirección a Casas Viejas. El chofer y el peatón huyeron. La pareja se parapetó tras el automóvil, sosteniendo un intensísimo tiroteo hasta terminar sus municiones. El coche quedó destrozado a consecuencia de los impactos recibidos. Los guardias civiles, amparándose en la obscuridad, retrocedieron hasta la bifurcación de la carretera, donde encontraron a los periodistas. Al llegar a Medina Sidonia dieron cuenta a las autoridades de lo ocurrido, saliendo un teniente de la Guardia civil con fuerzas del benemérito Instituto a la carretera para prever cualquier intento de ataque de los campesinos a la población. Las comunicaciones telegráficas y telefónicas con Casas Viejas están cortadas y la carretera interceptada, tiroteando los campesinos a cuantos coches intenten pasar. De Medina Sidonia han desaparecido cuatrocientos vecinos anarcosindicalistas con pistolas, escopetas y otras armas y municiones, que robaron en los cortijos y en las casas de campo, que han asaltado durante estos últimos días. Entre las fuerzas de la Guardia civil y guardias de asalto y Carabineros hay en Medina Sidonia 90 hombres, que se consideran suficientes para proteger el pueblo, pero no el campo. Se esperan 400 guardias civiles procedentes de Jerez para dar una batida en el lugar conocido por Las Atalayas, donde se supone que se encuentran concentrados los campesinos armados. En Casas Viejas hay 19 civiles, mandados por un oficial, y 28 guardias de asalto, mandados por un teniente, que cuentan con una ametralladora. Estas fuerzas se consideran suficientes también para impedir que el pueblo vuelva a caer en manos de los extremistas.

Publicado en ABC el 13 de Enero de 1933

No hay comentarios:

Centenario de la muerte de Thebussem

Hoy se cumplen cien años de la muerte del insigne asidonense Mariano Pardo de Figueroa. Nos queda todo un año por delante para homenajear...