sábado, 28 de abril de 2012

Socios camilleros de Cruz Roja de Medina Sidonia en 1928

Domingo Marente Jiménez, zapatero. José Pabón Martínez, enfermero. José Barrios Pérez, barbero. Francisco Dávila Vidal, zapatero. Francisco Marente Jiménez, zapatero. Ramón Ruiz Acedo, obrero agrícola. Manuel Mendoza González, albañil. Alfonso Calvente Benítez, obrero agrícola. Miguel Olmo Domínguez, obrero agrícola. Antonio Callealta Candón, carpintero. Manuel García Amado, obrero de carretera. Diego Gutiérrez Molero, labrador. Manuel Mena Venegas, labrador. José Marente Jiménez, picapedrero. Antonio Marchante Guerrero, obrero agrícola. José de la Flor Moreno, hortelano. Esteban García Amado, obrero agrícola. José Herrera Torres, jornalero. Juan Romero Astorga, albañil. Alfonso Martínez Aparicio, albañil. Francisco Barrios Marchante, camarero. Juan Barrios Guerrero, jornalero. Luis Martínez Aparicio, albañil. José Cantero Jiménez, jornalero.

lunes, 23 de abril de 2012

Placas (III)



Lápida colocada en la fachada principal de la Iglesia de San Agustín, donde estuvo el convento del mismo nombre, hoy escuela de Primaria de las Hijas de la Caridad.

martes, 17 de abril de 2012

Excursión a Medina y regreso en automóvil



Ayer por la mañana marcharon de excursión a Medina, Joaquín Abárzuza, el gobernador civil y el diputado Rafael de la Viesca. Para ello utilizaron el automóvil del primero de los citados.

La salida fue a las nueve de la mañana y a las dos horas de viaje llegaron a la entrada de Medina, donde los excursionistas eran esperados por José Mora Figueroa, Salvador Hidalgo y otras personas. Gran parte del vecindario se dio cita para ver la llegada del automóvil.

Los visitantes acudieron a casa de Salvador Hidalgo para almorzar. Allí también acudió el célebre Doctor Thebussem. Después del almuerzo, los excursionistas visitaron detenidamente el pueblo y subieron al derruido castillo, donde se divisan catorce pueblos de la provincia de Cádiz.

El regreso lo efectuaron en el mismo automóvil, sin paradas ni problema alguno. El tiempo invertido en el regreso fue de apenas una hora y media.


Publicado en Diario de Cádiz el 1 de Septiembre de 1907.

martes, 10 de abril de 2012

La noble ciudad de Medina Sidonia



En preeminente cerro, por naturaleza inespugnable, se ostenta la ciudad de Medina Sidonia. Corresponde á la provincia y diócesis de Cádiz, de donde dista seis leguas, audiencia y capitanía general de Sevilla, y es cabeza de partido judicial.

Fundáronla, dice Mendez Silva, corriendo años del mundo 3451, antes de la humana redención 510, los fenices, naturales de Sidon, ciudad levantada por Sidonio, hijo de Canaan, hijo de Noé; nombráronla Sidonia en memoria de su patria, interpretado del hebreo, Tierra de pastos y selvas.

Después romanos la impusieron Asido, haciéndola colonia, de que se hallan mármoles y piedras con notables antiguallas. Señoreada de moros, año 715, la pobló el capitán Muza, añadiendo la voz Medina, significando ciudad, y juntándose entrambas sobrevino Medina-Sidonia.

Ganósela el santo rey don Fernando III, año 1248, y vuelta á perder, fué conquistada por Alonso el Sabio (1264), mandándola reedificar nuevamente. Gozó largos siglos silla obispal, ahllando primer prelado á Rufino, que asistió al Segundo Concilio Sevillano, año 609, permaneciendo catedral hasta el de 1277, cuando el sabio rey Don Alonso la trasladó a Cádiz.

Ostenta por armas la imágen de nuestro patrón Santiago.


Publicado por Francisco Piferrer en Nobiliario de los reinos y señoríos de España (1857)

lunes, 2 de abril de 2012

La obra del mes: “Santa Ana y la Virgen”



Una nueva obra del escultor Roque Bolduque ocupa este mes la sección. Se trata del conjunto Santa Ana y la Virgen, tallada en madera en el año 1559.

De tamaño menor, se compone de dos esculturas. En el primero de ellos aparece Santa Ana con vestimentas doradas y policromada sentada sobre un sillón grande. En actitud sedente, porta un libro que emplea para instruir a la Virgen María. De tamaño menor, la otra escultura recoge a una joven Virgen, también de madera policromada y dorada, con rico estofado, con una bella cabellera sobre los hombros.

El conjunto de las dos esculturas se encontraba en la Ermita de los Santos Mártires de la localidad asidonense. Hace unos años fue robada de este templo, aunque recuperada felizmente por la Guardia Civil. Desde entonces, se puede contempla en una de las salas del Museo de Arte Sacro de la Iglesia de Santa María.

Gloria de la Fundadora Madre Antonia de Jesús

El público que asista a la exposición Traslatio sedis que, con motivo de la conmemoración del traslado de la sede episcopal de Medina Si...