viernes, 1 de agosto de 2014

La obra del mes: Purísima Concepción



Una bella talla de la Concepción preside el altar neoclásico situado en uno de los laterales de Santa María. No es el retablo primitivo, para el que fue concebido se realizó en 1571, antes de que los Novela lo adquiriesen. Para entonces, se encargó esta imagen de estilo marienista en 1596.

De aspecto jovial y gran belleza, esta Inmaculada cumple el canon del dogma que representa: de pie, con las manos juntas en actitud orante, aplastando una serpiente con sus pies y con una media luna plateada (posterior, de estilo barroco) con azucenas, símbolo de pureza.

Viste una preciosa túnica dorada, decorada con roelos oscuros y está cubierta con un manto azul purísima. toda la policromía es posterior a la fecha, siendo del siglo XVIII. Está coronada con una gran corona metálica, también de época posterior a la talla. Anteriormente estaba rodeada con un característico "ocho" también plateado.


En cuanto a su autoría, es obra del imaginero cordobés Andrés de Castillejos, y no de Giralte, como comúnmente se señala.

No hay comentarios:

Gloria de la Fundadora Madre Antonia de Jesús

El público que asista a la exposición Traslatio sedis que, con motivo de la conmemoración del traslado de la sede episcopal de Medina Si...