viernes, 1 de enero de 2016

La obra del mes: san Ambrosio de Milán.



Traemos este mes una escultura perteneciente a un antiguo retablo (hoy reformado) del la iglesia Matriz de santa María.

De pequeñas medidas, esta talla renacentista fue esculpida por el flamenco Roque Balduque, a quien se le encargó en 1554 realizar el retablo sacramental del templo, trasladándose desde Sevilla para confeccionarlo. Dicho retablo, que finalizó y cobró en 1559, estaba flanqueado por las figuras de los Cuatro Padres de la Iglesia Latina, centrándonos en esta entrada en la figura de san Ambrosio, en la parte superior izquierda.

La imagen del Papa milanés posee los atributos propios de su dignidad: tiara que lo corona y ornamentado con alba, guantes y capa pluvial. Originalmente la capa tenía otra policromía, pero al ser reformado todo el conjunto del altar en el siglo XVIII, se cambió el color, ejecutándose una nueva policromía y estofado, siendo este último de gran riqueza en los ornamentos y la tiara.
Además de los ropajes, el santo posee una barba luenga y porta en las manos un libro y una pluma, que alude a su condición de Doctor de la Iglesia.

Como hemos indicado, al reformarse el retablo no sólo cambió la policromía de la talla, sino que también se le añadieron una maqueta de una iglesia (de la que apreciamos la torre con la puerta, rosetón y campanario) y la cabeza de un buey, uno de los atributos del santo.

No hay comentarios:

Gloria de la Fundadora Madre Antonia de Jesús

El público que asista a la exposición Traslatio sedis que, con motivo de la conmemoración del traslado de la sede episcopal de Medina Si...